Saltar al contenido

Cómo viajar a Alsacia

Alsacia es una región ubicada en la frontera entre Francia, Suiza y Alemania y conformada por hermosos pueblos donde parecieran cobrar vida las historias de príncipes, castillos y doncellas. Esta región ofrece uno de los paisajes más hermosos de Europa y sin duda es un destino para recorrer y dedicarle unos cuantos días. Viajar a Alsacia es visitar distintas ciudades y ser testigo de sus casas coloridas, sus distintos tipos de flores y su ambiente de fantasía que parece casi de mentira.

Si estás organizando un viaje a esta región y te preguntas cómo viajar a Alsacia has llegado al lugar correcto, porque en esta guía no solo te diremos cuáles son las mejores opciones de traslado, sino que también te decimos qué pueblos visitar para que planifiques un itinerario tan mágico como este destino. ¿Empezamos? ¡Vamos allá!

Cómo llegar a Alsacia

Llegar a Alsacia no es nada complicado y sin duda hacerlo en avión es lo más práctico. Si tu presupuesto te lo permite y te inclinas por esta opción, debes tener en cuenta que existen tres aeropuertos que puedes usar como punto de destino dependiendo de la parte de España o Europa donde te encuentres, veamos:

  • Aeropuerto Karlsruhe / Baden-Baden: pertenece a Alemania.
  • Aeropuerto Estrasburgo: pertenece a Francia.
  • Aeropuerto Basilea-Mulhouse-Freiburg: pertenece a Suiza, Francia y Alemania. Este Aeropuerto es el más elegido por los turistas que viajan a Alsacia, ya que su ubicación es privilegiada, queda cerca de Estrasburgo y Colmar (las capitales) y te permite acceder fácilmente a cualquiera de los tres países fronterizos. El aeropuerto se encuentra a 25 km de Mulhouse (Francia), a 5 km de Basel (Suiza) y a 70 km de Friburgo (Alemania).

Lo recomendable es comparar los precios de las distintas aerolíneas low cost que viajan a los tres aeropuertos y elegir la opción que mejor se adapte a tus necesidades. Una vez que te encuentres en Alsacia lo recomendable es alquilar un coche para iniciar uno de los recorridos más inolvidables de tu vida, pasear de pueblo en pueblo, disfrutar de los paisajes a tu propio ritmo y dejar que tu viaje fluya al ritmo de la aventura.

También te aconsejamos que elijas un aeropuerto distinto para tu retorno, ya que recorrerás mucho camino en coche y no vale la pena perder días y dinero en gasolina para regresar de punta a punta. Así que antes de buscar tus billetes te recomendamos que tengas lista tu ruta de visita para que sepas a dónde es mejor llegar y desde dónde te queda mejor marchar.

También puedes hospedarte en una de las ciudades capitales, Colmar o Estrasburgo, y partir desde allí a los pueblos más bonitos de Alsacia, pues las distancias no son muy extensas y los pueblos son pequeños, así que puedes visitar uno por día y luego regresar a casa desde el mismo aeropuerto al que llegaste.

También puedes viajar a Alsacia en coche, lo cual te permitirá ahorrar dinero el transporte y moverte de forma más cómoda dentro de toda la región. Si vienes de España tendrás que coger las carreteras francesas que están en muy buen estado y cuentan con un límite de velocidad un tanto más flexible.

Para que tengas una idea, desde Barcelona hasta Colmar, una de las ciudades más importantes, el viaje tiene una duración de 10 horas. Si viajas desde Madrid el recorrido demora 15 horas. Eso sí, viajar en coche te permitirá ser testigo de paisajes únicos que servirán de abreboca para disfrutar cada minuto del trayecto.

Imprescindibles de Alsacia

Esta región tiene dos ciudades que no puedes dejar de visitar y que son perfectas como ciudades base para hospedarte: Estrasburgo y Colmar. Ambas locaciones son muy visitadas, así que si decides hospedarte en alguna de ellas te recomendamos que busques albergue con bastante anticipación.

Estrasburgo

Fue declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad en 1988 y es el mejor ejemplo de cómo una ciudad puede levantarse y embellecerse después de haber sufrido los estragos de una guerra. Cuando estés allí no puedes dejar de visitar:

  • La catedral: una obra de arte que podrás divisar desde casi cualquier punto de la ciudad.
  • La Pequeña Francia: un barrio del que quedarás enamorado por sus colores, pescadores y molineros. Es un ambiente tranquilo para descansar de la ciudad y disfrutar un buen vino.
  • Winstubs: son tabernas que hay en distintas partes de la ciudad en las que podrás degustar platos y vinos típicos de Alsacia.
  • Lugares turísticos que no puedes dejar de ver y fotografiar: Plaza de la República, Barrio de las Instituciones Europeas, El Palacio Rohan y El Parque de Orangerie.

Canales, música, luces románticas y muchas calles dignas de formar parte de una postal te esperan en Estrasburgo.

Colmar

Colmar es la ciudad de los cuentos de hadas, la pequeña Venecia que te invita a enamorarte a orillas del río, la de las casas alemanas, la de las flores en las ventanas y los vinos con Denominación de Origen. Descubrir Colmar es enamorarse de su música, de su gente, de su cultura y de su arquitectura. Cuando estés allí no puedes perderte sus noches de fiestas de folclore, su arquitectura gótica, el paseo en el río Launch y dos edificios emblemáticos: La casa de las cabezas y el Convento de los Dominicos.

En Colmar tienen lugar los mejores mercados de Navidad y uno de los más emblemáticos festivales musicales del mundo: El Festival Internacional de Colmar. Echa un vistazo a nuestra guía: Cómo viajar a Colmar Francia y descubre todo lo que necesitas saber de esta ciudad.

Pueblos de Alsacia

Ahora que ya conoces dos de las capitales más hermosas del mundo te vamos a contar cuáles son los pueblos más bonitos de Alsacia. Haz una lista con tus preferidos y empieza a hacer tu itinerario ahora mismo:

  • Eguisheim

Eguisheim

No solo es uno de los pueblos más bonitos de Alsacia, es también uno de los más hermosos y visitados de toda Francia. Este pueblo amurallado te conquistará con su particular forma circular que te invita a caminar en un especie de laberinto de callecitas  viejas, empedradas y hermosas. Es un pueblo pequeño, colorido y muy floreado.

  • Riquewihr

Al atravesar su doble muralla, pasar el Ayuntamiento y ver la torre Dolder sabrás que has llegado a Riquewihr y no querrás hacer más que empezar a caminar sus callejuelas. Este pueblo tiene un ambiente que no encontrarás en cualquier parte del mundo y es que su arquitectura y energía te hacen sentir en Navidad, ¡todo el año!

  • Thannenkirch

Es uno de los pueblos más bonitos de Alsacia y también uno de los más distintos, pues está rodeado de muchos bosques. Visitar sus nueve fuentes y quedarse una noche para disfrutar lo que es sentirse en verdadera paz es nuestra propuesta en Thannenkirch.

  • Kaysersberg

En la lista de los pueblos más bonitos de Alsacia no puedes sacar a Kaysersberg. Cuando lo veas sentirás que estás dentro de un cuento de hadas, o en el mismísimo pueblo donde vive Bella en la Bella y la Bestia. Mientras recorres el pueblo podrás apreciar el río Weiss y casas pintorescas que te acompañarán hasta la iglesia. Luego empieza a pasear por las calles sin rumbo y déjate atrapar por el ambiente de este pueblo con encanto.

  • Ribeauvillé

Es uno de los pueblos más visitados de Alsacia y cuando conozcas su plaza, la Place de la Sinn, entenderás porqué. Al igual que toda la región, se trata de un pueblo colorido, casas acogedoras, calles adoquinadas y huellas de un pasado fortificado.

  • Turckheim

Es también uno de los pueblos más pequeños de ALsacia, así que puedes recorrerlo en mediodía. Te sugerimos que dejes el choque en la entrada y recorras sus distintas puertas andando. Visita la Plaza Turenne y ni dejes de caminar por su arteria vial, la Grand Rue.

Mejor época para viajar

Para viajar a Alsacia solo hay que tener el tiempo y el dinero disponible, porque esta región es maravillosa e inolvidable en cualquier época del año. Sin embargo debemos confesar que si quieres vivir la experiencia Alsacia al máximo, debes hacer tu viaje en Navidad. ¿Viajar a Alsacia en Navidad? ¡Sí! Los pueblos y ciudades decoradas con luces y adornos navideños se visten de un encanto aún mayor del que ya tienen en su versión natural.

Además, durante el mes de diciembre tienen lugar las mejores fiestas, mercados y festivales de toda la región, así que mientras haces turismo podrás encontrarte músicos tocando n vivo en las calles, lugareños vestidos con trajes típicos y las mejores decoraciones de Navidad que vas a ver en tu vida. En Alsacia se toman esta época del año muy en serio, te lo prometemos: ¡será un viaje que jamás olvidarás!