Saltar al contenido

Cómo viajar a Colonia Alemania

Como viajar a Colonia Alemania

Colonia es la cuarta ciudad más grande de Alemania, una región muy conocida por su importancia en el mundo de la industria pesada y por su imponente catedral, donde se dice que reposan los cuerpos de los Tres Reyes Magos. Colonia está ubicada a orillas del Río Rin, en el estado Renania, y es una ciudad muy cosmopolita donde abundan cervecerías locales, museos y el puente ferroviario Hohenzollern, el más transitado de toda Alemania.

Viajar a Colonia es sinónimo de cultura, historia y mucha diversión, así que si estás preparando un viaje a esta ciudad debemos decirte que has elegido un excelente destino. ¿Cómo viajar a Colonia Alemania? Existen muchas opciones y para que elijas la que mejor se adapte a tus necesidades hemos preparado esta guía repleta de información útil y original. Así pues, ¡Vamos a conocer un poco más de Colonia!

Cómo llegar a Colonia

Si estás planificando un viaje a esta ciudad y te preguntas cómo ir a Colonia, debes saber que has escogido un destino con una ubicación muy privilegiada, así que puedes estar tranquilo, llegar a Colonia será muy sencillo. A continuación te explicamos distintas opciones:

Cómo ir a Colonia en coche

Desde España puedes llegar a Colonia en coche. Si te encuentras en Barcelona tendrás que viajar 1.363 km que equivalen a 13 horas, aproximadamente. Desde Madrid el viaje tarda unas 17 horas, ya que Colonia se encuentra a 1755 km de la capital española. Si te decides por esta opción debes tener en cuenta los gastos en combustible, peajes y al menos una noche de hostal durante el trayecto, ya que el viaje es lo suficientemente largo como para no hacerlo en un solo día. Llevar tu coche tampoco será de gran ventaja, ya que aparcar en la ciudad puede ser costoso y hasta un tanto complicado. Por lo tanto, te recomendamos la siguiente alternativa.

Cómo ir a Colonia en avión

Colonia cuenta con tres aeropuertos aledaños a la ciudad. El Aeropuerto de Colonia está a 16 km del centro y recibe a la gran mayoría de aerolíneas comerciales y low cost. Desde este aeropuerto salen autobuses al centro de Colonia cada media hora y el trayecto tiene una duración de 15 minutos. También puedes coger un tren desde el aeropuerto hasta el centro de la ciudad.

La segunda opción es el Aeropuerto de Düsseldorf-Lohausen, el cual se encuentra a 60 km de Colonia y recibe vuelos de aerolíneas como Vueling, Germanwings e Iberia Express. Desde este aeropuerto puedes llegar a Colonia tomando un tren por tan solo 13 euros.

El tercer aeropuerto es el de Dortmund, que se encuentra a 100 km de Colonia, lo que equivale aproximadamente a una hora de trayecto. Desde este aeropuerto parten trenes que te llevan a Colonia en 45 minutos por 20 euros. También puedes llegar a Colonia en autobús por 16 euros, pero el recorrido tarda 2 horas y 30 minutos.

Ahora que conoces las distintas opciones para viajar a Colonia te invitamos a descubrir todo lo que te espera por ver en esta hermosa ciudad.

Qué ver en Colonia

En Colonia te esperan muchas cosas por ver, comer y beber, así que hemos preparado para ti una lista de imprescindibles que no puedes perderte. Escoge tus preferidos y planifica cada día de tu viaje, ¡perder tiempo en Colonia no está permitido!

  • Museo del Chocolate

¿Eres amante del chocolate? Entonces estás a punto de conocer el paraíso. El Museo del Chocolate de Colonia es el hogar de los famosos chocolates Lindt, osea, parada obligada para deleitar tu paladar con uno de los mejores cacaos del mundo. Al visitar este palacio de la felicidad podrás ser testigo del proceso de fabricación de estos chocolates para ser testigo de cómo un grano de cacao se convierte en la barra cremosa que saboreas con tanto gusto. También podrás aprender un poco de historia sobre estas deliciosas golosinas y, al final del tour, te encontrarás con una irresistible fuente de chocolate donde sumergen muestras gratuitas que podrás deleitar. Importante: la entrada cuesta 9 euros, pero si vas el día de tu cumpleaños la casa invita.

  • Ribera del Rin

Al igual que muchas ciudades del mundo, Colonia está dividida en dos por un río. Se trata del Río Rin, el más importante de Alemania, que alberga en su margen izquierdo la zona antigua de la ciudad, llena de áreas verdes y casas viejas que son dignas de admirar. Este paseo es imperdible porque, además de ser hermoso, está repleto de cervecerías, restaurantes y bares muy visitados por los locales. En esta zona también encontrarás la iglesia San Martín, uno de los iconos religiosos de la ciudad.

  • Catedral de Colonia

La Catedral de Colonia es el monumento más emblemático de la ciudad, una edificación barroca de 157 metros, sí, la tercera más alta del mundo. Te invitamos a descubrir el encanto de esta catedral por dentro y por fuera y, si la cantidad de turismo te lo permite, no dejes de subir a las torres para apreciar una de las vistas más hermosas de la ciudad, por tan solo 4 euros.

  • Casco antiguo

Durante la Segunda Guerra Mundial fue destruido el 80% de Colonia, así que es poco lo que queda de la versión original de esta ciudad. Sin embargo, visitar el casco antiguo es una excelente idea para ser testigo de cómo las ciudades se levantan de las peores tragedias y se reinventan, al punto de convertir la nada en uno de los principales lugares de ocio en la actualidad. Mercadillos de Navidad, restaurantes, bares y cervecerías locales esperan por ti.

  • Agua de Colonia

Seguramente te has tropezado con alguna agua de Colonia cuando en realidad estabas buscando un perfume. Estos productos aromáticos deben su clasificación a que la marca más antigua de perfumes registrada en el mundo es originaria de Colonia. Así pues, te invitamos a visitar el Museo de la Fragancia ubicado en la calle lacalle Obenmarspforten 21.

¡Ahora ya conoces todos los rincones de esta fantástica ciudad para disfrutar al máximo de tu escapada!